El tenso cruce entre Matías Martin y un panelista del Chiringuito: “Le pido respeto”

Matías Martín, director de Todo Pasa (Juego Urbano)entrevistó este lunes a Jorge D’alessandro, panelista del programa español El Chiringuito Televisión, quien se hizo viral en el país en el último Mundial al describir enérgicamente cómo jugó la selección argentina. Sin embargo, en el comienzo del programa debatieron sobre cómo encajaría Giovani Lo Celso en este equipo y la tensión del reportaje subido.

El programa radial tuvo de invitado a uno de los panelistas más picantes de la televisión española a la hora de hablar de fútbol y así lo surgió en una de las primeras preguntas que le hicieron en el móvil desde Madrid, España.

El debate de Matías Martín y Jorge D'alessandro por Giovani Lo Celso

El debate de Matías Martin y Jorge D’alessandro por Giovanni Lo Celso

“Yo lo que no sé es cómo entró Enzo (Fernández), (Alexis) Mac Allister y cómo se recicló (Rodrigo) De Paul. Lo mejor que nos pasó es que se lesionara Lo Celso y el Papu (Alejandro Gómez) porque si no, no hubiéramos sido campeoneshubiéramos vuelto a lo redondo como con (Alejandro) Mancuso, (Javier) Mascherano, (Lucas) Biglia”, introdujo el panelista desde España y continuó: “Fíjense chicos que teniendo la mejor delantera en el Mundial de Corea o en mundiales anteriores ( Balbo, Crespo, Batistuta, Caniggia, “Kun” Agüero, etc.) y con el mejor Maradona e incluso Lionel Messi, que eran el comodín del triunfo, siempre nos pintaban basto, pero éramos 4 de copas”.

Quiero decir que no coincido con la lesión de Lo Celso. Para mí es uno más de estos. Es un Mac Allister, es un Enzo, para mí la característica que tiene es que pisa las dos áreas, que puede jugar de 5, de 8 y de 10″, acotó al director, mientras el entrevistado mostró su fastidio.

“Mire, en el fútbol hay jugadores para ser campeón y Lo Celso no es un jugador para salir campeón. Es un jugador extraordinario de fútbol, ​​pero para equipo de mitad de tabla”, remarcó D’alesandro.

Cuando se lesionó, todos los jugadores le enviaron su apoyo a Gio Lo Celso (Foto Instagram @leomessi)
Cuando se lesionó, todos los jugadores le enviaron su apoyo a Gio Lo Celso (Foto Instagram @leomessi)

“Yo me estoy ilusionando con que Messi juegue una nueva Copa del Mundo y la columna vertebral es esa: Enzo, Alexis y Lo Celso para mí, más que De Paul en un futuro”, respondió Matías Martín.

“Si usted pone en la selección otro que haga lo mismo en blanco y negro que Messi, se ralentiza el porque juego Lo Celso es igual que Messi en blanco y negro, no en tecnicolor, ¿no se da cuenta de que el perfil de Lo Celso es el carril del 8 jugando en abanico hacia adentro? ¡Pero ahí está Dios, ahí está Messi!”, exclamó.

Ante eso, el conductor le dio la razón pero eso solo le otorgó más velocidad al argumento de la entrevista, que subió de tono: “Le estoy explicando para que entienda porque al fútbol hay que entenderlo y si no se entiende hay que escuchar al que sabe. Cuando no se sabe, se pregunta. Ahora estoy hablando con usted para que entienda mi explicación”.

Con este escenario, Matías Martin no se quedó callado: “Después hay opiniones, le pido respeto por todas las opiniones”. Así, D’alesandro afirmó: “Claro que hay opiniones, en los bares opinan hasta ‘Minguito Tinguitela’. Todo el mundo habla de fútbol, ​​pero de fútbol saben pocos. Me está contradiciendo algo que se lo estoy razonando”.

Yo creo que Lo Celso puede jugar en ese equipo, es la única diferencia que tenemos. Quitaría a De Paul. Juego con Enzo, Alexis y Lo Celso, la virtud de los tres es que pueden jugar en los tres puestos de la mitad de la cancha. A Exequiel Palacios lo incluyo”, dijo Martín.

“Esto es como cuando va a comprar un coche usted y entra a la Ford, y le dicen: ‘Este tiene 200 centímetros cúbicos, vuela’. Y de repente le dicen: ‘Este es para llevar melones por la 9 de Julio y venderlos’. Y también es una Ford. Por tener muchos coches la Ford, no quiere decir que sean ideales para la carrera”, concluyó el debate acalorado Jorge D’alessandro antes de seguir con otra pregunta.

LA NACION

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.